BAKERSFIELD, CA-  Trágico día fue el pasado sábado, 9 de junio, para una familia local cuando por medios telefónicos supieron que sus dos hijas, Julia Barragán Atempa de 30 años de edad y su Hermana menor Katy Rodríguez Atempa de 19 años, fallecieron durante el impactante choque que tuvo el vehículo que tripulaban en contra de un camión de turismo en la carretera federal 200 cerca del poblado El Rojo, Jalisco.

Katy, era una recién graduada de la preparatoria de Bakersfield (BHS), graduándose con la clase del 2018 el pasado 31 de mayo en el estadio Griffith. Muy querida por sus compañeras 

Julia Barragán Atempa fue la cara amable que recibía los pacientes en las oficinas de Mohawk Medical en el noroeste de Bakersfield. Sus compañeras de trabajo y los doctores quienes trabajaron con ella han estado en un estado de gran tristeza durante la semana en que Julia tenia que haber regresado a trabajar después de haber viajado a México en vacaciones con su familia, ella nunca regreso.

Aracely “Cely” Castañeda fue compañera de trabajo de Julia y recordó a su amiga cariñosamente. “Formamos un vínculo tan rápido y nos hicimos grandes amigas en un corto período de tiempo … ella tenía un alma magnífica y era súper divertida. Ella hizo trabajar juntas divertido. Nunca hubo un día aburrido con ella …Definitivamente una Starbuck-holic y disfrutamos de Micheladas juntas después del trabajo de ves en cuando. Nos convertimos en familia, extrañaré a mi amiga.” Dijo Aracely.

En la sala de espera de Mohawk Medical & Associates, se coloco una carta advirtiendo a los pacientes del fallecimiento de Julia, proporcionando una explicación por el ambiente solemne que regularmente es alegre y rápido.

“Es con gran tristeza que continuamos nuestro trabajo durante estos próximos días y semanas. Como la persona que normalmente estaría registrándote se nos ha sido arrebatada inesperadamente.” Comenzó el contenido de la carta a los pacientes

“Todas trabajábamos en equipo en la oficina, recuerdo que Julia fue la chica que siempre entraba con una sonrisa y su tasa de café de Starbucks en las mañanas, ella fue una parte muy integral del equipo y compartimos muchos momentos de alegría. Aunque ya no trabajo con ella, me mantengo en comunicación con las ex compañeras y por ellas me entere de esta gran tragedia,” agregó Martha Cruz, quien trabajo a lado de Julia en la clínica Mohawk.

Según los medios de esta comunidad, autoridades informaron que se trataba de un choque de frente entre un auto compacto donde viajaba una familia y un autobús de Vallarta Plus, el cual su destino era Puerto Vallarta.  Autoridades indicaron que el trágico evento fue a la altura del kilometro 64 de la carretera federal 200 entre el poblado de El Rojo y las Varas.

 Entre los fallecidos esta un niño de 10 años y una niña de 6 así como cuatro mujeres entre 18 y 40 años. Los cuerpos de las fallecidas fueron rescatados del vehículo prensado y llevadas a la funeraria de Las Varas.

       Las occisas fueron identificadas de manera oficial para el domingo, 7 de junio como Genoveva Rodríguez García, María Isabel Martínez Rodríguez, Julia Barragán Rodríguez Atempa; Katy Rodríguez Atempa, todas ellas entre 18 y 40 años. Los dos menores fueron identificados como Ángel Oswaldo Puebla Martínez de 8 años y Kathia Yamilet Puebla Martínez, de 6 años.

     En una entrevista telefónica con Jessica Ruíz, compañera y mejor amiga de Julia dijo “Ella era mi mejor amiga desde los 6 años. Éramos Jessica, Julia y Jazmin, las tres “Js” o como nos llamábamos “Willis””. Jessica agregó que aparte de ser el sol de cada mañana, a Julia le encantaba el baile, especialmente la cumbia y era el apoyo de su madre. Ella era una buena amiga que siempre estaba a tu lado”.

     En cambio, Katy, recién graduada de la prepa de Bakersfield, tenía planes a asistir al Colegio de Bakersfield este otoño. Era una chica feliz y llena de gozo. Le encantaba el color purpura y compartir sus cosas con su hermana Julia al mismo que también ser un apoyo muy grande para su mamá.

   Jessica agregó que acaba de regresar de México donde pudo asistir a la misa y a la cremación de los cuerpos, que fue el 13 de junio en Guadalajara, Jalisco. Precisamente el 14 de junio, sus padres fueron a la embajada americana a pedir los permisos necesarios para trasladar las cenizas de sus hijas a su lugar de descanso aquí en Bakersfield. “Estaban de regreso a Guadalajara, después de haber ido de paseo a la playa, cuando sucedió el accidente” notó Jessica.

        La familia Rodríguez ha iniciado una cuenta GoFundMe para recaudar fondos para el sepelio de ambas Julia y Katy.  Si desea donar para los costos fúnebres delcosto relacionado con traer sus restos de México a Bakersfield, haga el favor de seguir esta liga:

https://www.gofundme.com/julia-amp-katy-funeral-expenses

    Leave a comment

    Your email address will not be published. Required fields are marked *