A medida que el condado de Kern enfrenta un aumento en los casos de COVID y alcanza la capacidad de camas de la UCI, ICE está poniendo en peligro la vida de los inmigrantes y residentes detenidos debido a su decisión de trasladar a los presos durante la pandemia.

    ICE ha iniciado una campaña de transferencia masiva para aquellos que están detenidos en el Golden State Annex al Centro de Detención de Mesa Verde. Los detenidos serán trasladados a medianoche y hasta ahora se han trasladado al menos 15 personas, pero hay más esperando ser trasladados.

     “Estas transferencias vienen inmediatamente después de una queja presentada ante la Oficina de Derechos Civiles y Libertades Civiles del DHS en nombre de ocho demandantes, algunos de los cuales han sido blanco de la campaña de transferencias masivas”, la Colaborativa de California para la Justicia de Inmigrantes (CCIJ) declaró en un comunicado de prensa el jueves pasado.

     Las pautas de la CDC establecen que las personas deben someterse a pruebas y recibir resultados negativos antes de que puedan ser transferidas. Y, además de un resultado negativo, se recomienda una cuarentena de 14 días antes y después de la transferencia. ICE está violando estas pautas mientras continúan transfiriendo presos.

      Dado que el Grupo GEO no requiere que el personal de sus instalaciones esté completamente vacunado, el riesgo de contraer COVID-19 es mayor, especialmente para quienes tienen afecciones médicas.

     Laura Duarte, Gerente de Comunicaciones del CCIJ, dijo que fue solo a través del trabajo colectivo de los organizadores comunitarios y los proveedores de servicios legales que pudieron enterarse de la campaña de transferencia masiva y respondieron rápidamente a la situación.

     “Debería ser muy preocupante para los representantes del Congreso y los departamentos de salud pública que ICE y GEO estén llevando a cabo una campaña de transferencia masiva durante un aumento de COVID-19 en el condado de Kern”, dijo Duarte. “ICE y GEO llevaron a cabo esta operación en medio de la noche, cuando es menos probable que las personas detenidas puedan hablar con sus abogados y defensores que las apoyan, y sin decirles a los trasladados por qué estaban siendo trasladados o adónde”.

    Duarte también dijo que ICE y GEO ya han sido llevados a los tribunales por no seguir las pautas de COVID-19. Debido a que no pueden proteger la salud y la seguridad de los detenidos, continuarán exigiendo que ICE libere a las personas al cuidado de sus comunidades.

Leave a comment

Your email address will not be published.