De nuevo, las ciudades de California dominan el reporte y destacan por tener la peor calidad del aire del país

Nota del editor: Los cuadros de tendencias, datos y clasificaciones de las áreas metropolitanas y condados están disponibles en www.stateoftheair.org/california2018.

SACRAMENTO, California, 18 de abril de 2018 /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ — El reporte La Condición del Aire 2018 de la Asociación Americana del Pulmón muestra de nuevo que la calidad del aire en California es de las peores del país. El reporte de este año revela que los niveles de ozono aumentaron considerablemente debido a que en el 2016 se registraron unas de las temperaturas más altas de la historia. Estos resultados sirven para que no nos olvidemos de que es esencial buscar soluciones al cambio climático y a sus impactos sobre la calidad del aire para luchar por un aire saludable.

“Las políticas federales y estatales como la Ley del Aire Limpio y la adopción de estándares firmes para la fabricación de automóviles limpios en California funcionan. Estamos mejorando la calidad del aire, pero los impactos del cambio climático están interfiriendo en nuestro avance,” afirma Bonnie Holmes-Gen, Directora Sénior, Calidad del Aire y Cambio Climático de la Asociación Americana del Pulmón en California. “La realidad es que California todavía tiene niveles de contaminación del aire en grandes areas del estado que son nocivos para la salud, lo cual pone a los californianos en riesgo de padecer una muerte prematura y otros problemas graves de salud como el asma, COPD (enfermedad pulmonar obstructiva crónica) y el cáncer de pulmón. Debemos continuar la labor de salvar vidas mediante la reducción de la contaminación del aire y ralentizando el cambio climático.”

El reporte La Condición del Aire 2018 indica que el 90 por ciento de los Californianos viven en áreas en las que, en algún momento del año, el aire es nocivo para la salud. El área metropolitana más poblada de California, Los Angeles, lideró el país con la peor contaminación por ozono y obtuvo un resultado peor que en el reporte de 2017. El Valle de San Joaquin dominó la lista de la región con más contaminación por material particulado temporal y anual con Visalia, Bakersfield y Fresno en los cinco primeros puestos. (Véase las listas a continuación).

Principales conclusiones del reporte

El aumento de las temperaturas relacionadas con el cambio climático dificulta la lucha contra el ozono (también conocido como esmog).

Ocho ciudades aumentaron el promedio de niveles de ozono nocivos para la salud: Los Angeles-Long Beach (y Inland Empire), Bakersfield, Visalia, Sacramento, San Diego, Redding-Red Bluff, el Área de la Bahía de San Francisco (incluyendo Stockton) y Chico. Esto se debe principalmente a la inclusión de datos del 2016 en el promedio de tres años. El 2016 fue el segundo año más caluroso en la historia de los Estados Unidos. Este aumento en el ozono proviene de varios años de aumento en los niveles de material particulado debido a la sequía  

 

El Valle de San Joaquin lidera el país en la contaminación por material particulado (también conocido como hollín).

De las diez regiones con más contaminación por material particulado termporal y anual, siete están en California: Visalia-Porterville-Hanford, Bakersfield, Los Angeles-Long Beach (y Inland Empire), Fresno-Madera, Modesto-Merced, El Centro y el Área de la Bahía de San Francisco (incluyendo Stockton).

Bakersfield se mantuvo en la cima de la lista para la contaminación por material particulado temporal y ocupó el tercer lugar en la contaminación por material particulado anual, aunque los niveles mejoraron en las dos categorías.

 

Dos ciudades entre las más limpias de los Estados Unidos. Salinas logró situarse en dos listas de las ciudades más limpias de los Estados Unidos gracias a la ausencia de días nocivos para la salud debido a la contaminación por ozono y por tener uno de los niveles anuales más bajos de contaminación por material particulado. La región de Santa Maria-Santa Barbara también fue reconocida como la región más limpia en lo que se refiere a contaminación por material particulado temporal.

El reporte La Condición del Aire 2018 se basa en datos sobre el control de la calidad del aire obtenidos entre 2014-2016, los datos de calidad más recientes garantizada. Es importante señalar que los incendios forestales históricos de 2017 no están reflejados en el reporte de este año. El reporte se enfoca en la contaminación por ozono y material particulado, debido a que se trata de dos tipos de contaminación del aire más extendidos que están amenazando la salud pública.

“La contaminación por ozono y material particulado es especialmente dañina para los niños, las personas mayores y para las personas que padecen asma y otras enfermedades pulmonares. Cuando estas personas respiran un aire contaminado, muy a menudo terminan en el consultorio de un doctor, en el hospital o en una sala de emergencias”, afirmó el Dr. Alex Sherriffs, un médico del área de Fresno y miembro de la Junta del Distrito del Aire del Valle de San Joaquin y de la Junta de Recursos para el Aire de California.

“En el 2014 me diagnosticaron con cáncer de pulmón y fue una sorpresa para mí. Ahora me doy cuenta de que el hecho de vivir y trabajar en Los Angeles significó que estuve expuesta a niveles peligrosos de contaminación del aire durante décadas”, afirmó Vickie Dresbach, una sobreviviente de cáncer de pulmón. “No quiero que las generaciones futuras tengan que pasar por lo que yo tuve que pasar. Espero que podamos seguir reduciendo las emisiones de los vehículos en Los Angeles y en todo California para mejorar aún más la calidad del aire y permitir que todos puedan respirar mejor.”

Este reporte muestra que el cambio climático está empeorando los problemas de la contaminación del aire. El aumento de la temperatura relacionado con el cambio climático incrementa la frecuencia y la gravedad de los días de ozono y dificulta que podamos lograr nuestro objetivo de tener un aire limpio. El cambio climático también está relacionado con fenómenos meteorológicos extremos, sequías e incendios forestales que contribuyen al aumento de la contaminación por material particulado.

“Es fundamental que California continúe liderando el país alejándose de los combustibles fósiles, especialmente en un momento en que el gobierno federal está dando marcha atrás en medidas que reducen la contaminación del aire y salvan vidas como, por ejemplo, los estándares para vehículos limpios,” afirmó Holmes-Gen. “Si avanzamos hacia un futuro con vehículos de cero emisiones, el impacto sobre la salud pública será enorme y muy positivo, y contribuirá a mejorar las vidas de las personas que padecen enfermedades pulmonares.”

Para más información sobre las calificaciones de California, incluyendo datos sobre la calidad del aire a nivel local para cada condado y área metropolitana, visite www.stateoftheair.org/california2018. Para los medios de comunicación que estén interesados en hablar con un experto, pónganse en contacto con Justina Felix de la Asociación Americana del Pulmón en California llamando al (559) 772-3307 o justina.felix@lung.org.

      Leave a comment

      Your email address will not be published. Required fields are marked *