LAMONT, CA- La junta de fideicomisarios del Distrito de Preparatorias de Kern (KHSD) ha aprobado la compra de un terreno para la construcción de una nueva preparatoria en el sureste de la ciudad de Bakersfield.  Esta preparatoria sería la décimo sexta preparatoria en esta ciudad, mientras que, en las comunidades de Lamont, Weedpatch y Hilltop continúan sin una escuela local.

       Los padres de familia de Lamont dicen que se siente la negligencia de parte de la junta, ellos han estado pidiendo una preparatoria por más de una década, empezando en el 2006.

      Según encuestas, la preparatoria de Arvin transportó un total de 1400 estudiantes a su escuela de otras comunidades, haciendo un total de más de 70 paradas cada mañana y mucho más paradas que cualquier otra escuela en el distrito.

       Por carro, desde el punto más retirado de Lamont se hacen 20 minutos a la preparatoria de Arvin. Si hubiese una escuela en Lamont, lo máximo que tendrían que viajar son no más de 10 minutos. Sin embargo, el Distrito de Preparatorias de Kern (KHSD siglas en inglés) dijo que la comunidad de Lamont no tiene el suficiente número de estudiantes para construir una preparatoria en esta comunidad.

       “En términos de la sobrepoblación estudiantil y prioridad, no existen suficientes estudiantes en la comunidad de Lamont para construir una preparatoria en esta comunidad”, dijo Scott Cole, sub-superintendente del KHSD.

    Sin embargo, cuando se construyeron las preparatorias Ridgeview, Centennial  e Independence, cada una de ellas abrieron sus puertas con menos de 1000 estudiantes cada una, es decir, si el distrito impone que deben de haber el mínimo de 2000 estudiantes en Lamont para considerar abrir una preparatoria en esta comunidad ¿Por qué dejaron que Independence abriera con 822 estudiantes, Ridgeview con 786, y Centennial con 893? ¡Y eso no es todo! La preparatoria Central Valley que se encuentra en Lake Isabella solamente tiene 463 estudiantes.

    En una entrevista hecha por teléfono con el candidato al 4º distrito supervisorial, José González, comentó que si fuese elegido como supervisor del 4º distrito, no solamente estaría presionando a la junta de fideicomisarios, si no que pondría a candidatos en la balota que pueden hacer un cambio.

    González agregó que el único que ha tratado de hacer algo en esta junta es el fideicomisario Joey O’Connell que dijo que se necesitaba la compra de un terreno en Lamont, pero eso fue en febrero de este año.

    Según estadísticas del estado de California, para abrir una escuela adecuada se necesita un total de 1,100 estudiantes. Entonces ¿Por qué el distrito abrió la preparatoria Independence con 822 estudiantes, Ridgeview con 786 y Centennial con 893?, Es más, la preparatoria Central Valley en la comunidad de Lake Isabella solamente cuenta con 493 estudiantes.

    Pero según el sub-superintendente del distrito de preparatorias, Scott Cole “En términos de prioridad y de sobrepoblación y en donde la siguiente escuela debe construirse, no se puede construir en Lamont”.  Lo que pasa es que la construcción de casas nuevas promueve el movimiento de construcción de escuelas, y mientras sigan construyendo en Bakersfield, claramente se construirán nuevas escuelas. Pero Lamont aprueba la construcción de nuevas casas en su comunidad, y claramente una escuela nueva atraerá a nuevos estudiantes y a sus familias, pero tristemente, no se han construido casas en esta comunidad en décadas.

     González, indicó que los fideicomisarios que representan a estas comunidades deciden no votar por su comunidad, por eso se necesita uno sentarse con ellos y preguntarles “¿Por qué estas sirviendo en esta junta si no vas a atender las necesidades de a quienes representas?”. “Desafortunadamente, el distrito no tiene todos los números necesarios para apoyar su decisión”, dijo González durante su entrevista con El Popular.

     “Mis hijos”, dijo González, “tienen una escuela a pocos pasos de la casa, ¿Por qué no pueden hacer lo mismo en la comunidad de Lamont?”.

      González agregó que Brian Batey estaba ayudándolos a desarrollar el comité y ve las cosas con mucha más claridad, pero el fideicomisario O’Connell le hizo cambiar de punto de vista en febrero.

      Jeff Flores favorece a la ciudad de Bakersfield, y en realidad no se sabe si Brian Batey podrían converserlo o a cualquier otro fideicomisario de construir la escuela en Lamont. Especialmente cuando Flores sabe de las necesidades de la comunidad de Lamont, pero escoge votar por las necesidades de Bakersfield.

      Uno puede decir que lo que la junta de fideicomisarios no es justo, uno puede decir que pudiera ser discriminación, ya que juegan con la información manipulándola a favor de ellos y Bakersfield.  Claramente se pueden marcar fronteras, pero solamente muestran una parte, la comunidad de Lamont y dejan a las comunidades de Weedpatch, Hilltop,  Fuller Acres, Lonsmith, Ribier y DiGiorgio. Es más, el distrito escolar no cuenta el transporte adicional de estudiantes de Lamont que están inscritos en las preparatorias de Mira Monte y Golden Valley; solamente muestran los 1400 alumnos que van directamente a la preparatoria de Arvin.

    De acuerdo con datos obtenidos por la página datausa.io, la comunidad de Lamont tiene una población de 15439 personas, con la edad media de 26.1 años y con un ingreso de $34,421 anuales, que es un incremento del 3.21 por ciento, con el valor de propiedad mediano a ser $104,100 que es un incremento del 17.4 por ciento. Viendo estas figuras, ¿No se cree necesario invertir en una escuela preparatoria en esta comunidad?

     El distrito impone que la comunidad de Lamont debe de tener de menos 2000 estudiantes para poder considerar la construcción de una preparatoria en esta comunidad, pero mantienen preparatorias como Shafter que durante el ciclo escolar 2016-17 solamente tenía 1574 estudiantes y la preparatoria North, que durante el mismo ciclo escolar solamente contaba con 1669 estudiantes.

    Leave a comment

    Your email address will not be published. Required fields are marked *