Después de 45 años de servicio a la UFW peleando por ingresos más altos y ayudando al progreso del campesino, Arturo Rodríguez, anunció su retiro de la presidencia del sindicato. Al mismo tiempo, anunció que Teresa Romero, la primera mujer inmigrante, será la nueva presidente del sindicato más grande de los EE. UU.

      KEENE, CA – La Junta Ejecutiva Nacional del Sindicato de Campesinos Unificados, anónimamente eligió y promovió a la secretaria/tesorera, Teresa Romero, a reemplazar a Arturo Rodríguez como presidente de la UFW.  Después de varias juntas con líderes electos de la unión de trabajadores en varias compañías sindicalizadas en tres estados, afirmaron que Romero como la primera mujer latina e inmigrante que toma las riendas de este sindicato nacional en los Estados Unidos.   Rodríguez se retira el 20 de diciembre, después de 45 años de servicio con la UFW, y con los últimos 25 sirviendo como su líder, ayudándola a sobrevivir y ayudando a los campesinos a progresar después de la muerte de su suegro, Cesar Chávez, en 1993.

       “Mi retiro va a ser una transición en diciembre”, dijo Arturo Rodríguez en una entrevista con El Popular.  “Voy a continuar mi trabajo como presidente emeritus, por lo menos por un par de años”. Agregando que va a concentrarse en materias estratégicas como la reforma migratoria y estará trabajando con Teresa y el equipo ejecutivo. Otro proyecto para Rodríguez es de hacer que la gente vea el trabajo del campesino como una profesión, tal y como las otras profesiones que existen; y de esta manera atraer a más inmigrantes, “En realidad” dijo Rodríguez. “Esta profesión debe considerarse especial, porque es la única profesión que pone verduras y frutas en nuestras mesas día tras día”.

         Rodríguez y su esposa, Sonia, regresaran a vivir a San Antonio, Texas donde continuaran su trabajo con la UFW y estarán rodeados de amigos, familiares y conocidos.

        “Teresa tomará las riendas del sindicato para fines de año y será totalmente responsable de las operaciones diarias” comentó Rodríguez. “Hemos creado varias organizaciones en las cuales soy miembro de la mesa directiva donde pensamos tomar lo que hemos hecho aquí en los EEUUA y llevarlo a otras naciones, porque nuestra industria no solamente es local, sino que ha llegado al nivel global” dijo Rodríguez sobre los nuevos proyectos que se han desarrollado en los últimos años.

        Como secretaria, tesorera y Oficial Administrativo en Jefe, Romero tiene 9 años de servicio con la UFW, ha administrado las complejas operaciones de finanzas, administrativo, reclutamiento de trabajadores, recursos humanos y de recaudación de fondos, informática y redes sociales del sindicato. Al mismo tiempo que ha estado involucrada en negociaciones de contratos, temas legislativos y legales, y ha llegado a estar presente en iniciativas internacionales.

     Entre sus talentos, Romero se encargo de una recaudación de fondos donde se recaudó un millón de dólares para la construcción de las nuevas instalaciones de la UFW en salinas, que cuentan con un edificio de 10,294 pies cuadrados en la ciudad de Salinas, que da servicio a la concentración más grande de campesinos sindicalizados en la nación. Antes de unirse a la UFW, Romero administró una compañía de construcción y un bufete de abogados que ayudaba a los trabajadores con sus reclamos de compensación al trabajador y migratorios.

    “Yo llegué a los Estados Unidos en mis 20s” comentó Romero a El Popular.  Que nació y creció en la ciudad de México y en Guadalajara y ahora es ciudadana americana.  “Estoy muy orgullosa de mi nacionalidad, pero al mismo tiempo, muy orgullosa de mi ascendencia mexicana y zapoteca.

      “Cuando me dijeron que me habían elegido como la nueva presidente del sindicato no lo pude creer”, comentó Romero humildemente a El Popular. “Tuve una cantidad de emociones, me sentí orgullosa, honorada, ¡no lo podía creer! Finalmente, llore”.  Notando que esta idea nunca le pasó por la mente.

       Como la nueva presidente del Sindicato de Campesinos Unificados, Romero quiere trabajar en la reforma migratoria, que ayudará a muchos de los granjeros que no solamente tienen granjas en Estados Unidos, si no en otros países donde cultivan café, frutas y verduras.  Romero continuó diciendo que muchos granjeros no tienen el número suficiente de campesinos para cosechar sus productos y con la reforma migratoria se podría eliminar este problema al dejar que los campesinos salgan de las sombras y se vayan a trabajar.

      Romero dijo que ella quiere trabajar en colaboración con otros campesinos y granjeros para encontrar soluciones a problemas que existen ahora. “No hay nadie mejor que los campesinos para solucionar los problemas que los rodean” dijo Romero.

      Entre las protecciones que ha provisto la UFW en California se encuentra la protección contra el calor y el sol, que fue una regulación firmada por el exgobernador estatal Arnold Schwarzenegger en el 2005, la protección contra el pesticida que se obtuvo durante la administración del presidente Obama, el uso de mediadores neutrales para negociar contratos de trabajo, además del incremento del salario mínimo y el beneficio de pago del sobretiempo. Ahora, Romero quiere dedicarse a trabajar con el gobierno federal para tomar estos beneficios que tienen los trabajadores en California y ponerlos a nivel nacional. Una de sus victorias fue el contrato firmado por D’Arrigo Bros, uno de los productores nacionales más grandes y basado en Salinas, Ca; firmó su contrato con el sindicato en el 2018 haciendo que sus 1,500 trabajadores obtengan un incremento significativo a su salario y beneficios, incluyendo que la compañía cubre el 100 por ciento de los $612 mensuales para completar el costo de los beneficios médicos, visuales y dentales.

       Romero también será participe en las nuevas iniciativas formadas por la UFW, entre ellas se encuentra “Equitable Food Iniciative” o la iniciativa de la comida equitativa, la cual fue fundada por la UFW en el 2008 y es un consorcio de sindicatos, grupos de consumidores y ambientales, granjeros y varios comercios colaborando para producir una comida mucho más sana y mejor para el consumo, al mismo tiempo que mejorando los ingresos y protecciones a nivel nacional e internacional.

     Dolores Huerta, cofundadora de la UFW, y quien tiene títulos de vicepresidenta y secretaria/tesorera emérita en este sindicato, dijo lo siguiente sobre el nombramiento de Teresa Romero como la nueva presidente de este sindicato “La Unión de Campesinos continua haciendo historia por nombrando una mujer como Presidente da la unión. Queremos agradecerle a la mesa ejecutiva de la Unión de Campesinos por unánimemente eligiendo a Teresa Romero. Le felicitamos a Teresa por ser la primera mujer en liderar la primera unión exitosa de campesinos en los Estados Unidos y continuando el legado de los presidentes Cesar Chávez y Arturo Rodríguez. Es un gran hito para las mujeres en el movimiento laboral y una inspiración para todas las mujeres en el mundo. ¡Sí se puede!

      Romero tendrá que ser reelegida a la presidencia en el año 2020 durante la 21ª Convención Constitucional de la UFW.

    Leave a comment

    Your email address will not be published.