VOCES COMUNITARIAS: ¿Qué significa ‘seguridad’?

Es hora de que el condado de Kern entienda la palabra “seguridad” en toda su esencia.

Con la aprobación de la Medida N en noviembre del año pasado, la ciudad de Bakersfield espera recaudar 50 millones de dólares adicionales cada año para la seguridad pública. Esta medida fue aprobada con tan solo 97 votos, y su lenguaje dice en parte:

“Para evitar recortes/mejorar la respuesta a emergencia 911, protección policial/ contra incendios, unidades de antipandillas/drogas, patrullas policiales vecinales; respuesta rápida a agresiones, robos, violencia pandillera, robos en casa; prevención contra el crimen; abordar la carencia de hogar; retener, atraer trabajos/negocios; propósitos de ingresos generales sin restricciones; ¿deberá adoptarse la medida aprobando una ordenanza estableciendo un impuesto sobre las ventas de un centavo proporcionando $50,000,000 anualmente hasta que sea terminado por los votantes, requiriendo auditorías independientes, supervisión por ciudadanos”.

Con respecto a la Medida N, los votantes dejaron en claro que sencillamente no se sienten seguros. La seguridad es mucho más que agentes adicionales, más patrullas y equipo reforzado. La gente absolutamente quiere tener acceso a la policía y a otros funcionarios cuando se cometen delitos, pero es hora de pensar rio arriba y resolver las causas fundamentales que hacen que una comunidad se sienta insegura. Tenemos control sobre estas causas, y al mantener esto bajo control, reduciremos la delincuencia y crearemos vecindarios saludables.

Esta es la razón por la que es hora de que el condado de Kern entienda la palabra “seguridad” en toda su esencia. La seguridad toma diversas formas, desde tener acceso a agua potable segura, aire limpio para respirar, aceras y farolas, a rutas seguras para que los niños puedan ir y venir de la escuela. La seguridad es acceso a los parques, donde las familias pueden pasar tiempo de calidad. La seguridad también son las fuerzas del orden público, pero los agentes necesitan una amplia capacitación sobre competencia cultural y deben ser parte y socios de los vecindarios a los que sirven. Necesitamos una nueva visión para un mundo nuevo. El mundo está cambiando, y las prácticas policiales —  y lo que consideramos seguridad —  también deben cambiar.

Con demasiada frecuencia, la aplicación de la ley es una herramienta reaccionaria para la seguridad pública. Necesitamos ser previsores para crear comunidades que sean verdaderamente seguras, y esto sucede con la inversión en la prevención, como apoyar los esfuerzos de vivienda asequible para garantizar que todas las personas sean capaces de continuar viviendo en este condado. Necesitamos enfocarnos en la edificación de relleno, para embellecer, crecer y mantener a las comunidades existentes floreciendo, en lugar de construir nuevas ciudades en el borde de la ciudad. La inversión en las comunidades hace que un residente se sienta seguro, protegido y en casa.

Desafortunadamente, esta no es la realidad para muchos miembros de la comunidad dentro y fuera de los límites de la ciudad. La desinversión histórica en areas del condado y de la ciudad ha creado una sensación de “otredad”, debido a que importantes recursos están fluyendo hacia nueva urbanización a expensas de los vecindarios existentes. Muchos de estos vecindarios legado no tienen acceso a agua potable limpia, y las familias respiran aire insalubre. Estas comunidades no tienen acceso a los parques y carecen de luces y aceras. Mientras tanto, viven bajo el estrés de pensar si pueden pagar el alquiler este mes.

Como nativa del este de Bakersfield, egresada de la preparatoria Mira Monte High School y ex alumna de la Universidad de California en Berkeley, tengo la esperanza de ver a Bakersfield y al condado de Kern prosperar en formas que antes no podíamos imaginar. Necesitamos alcanzar los objetivos de la ciudad y el condado para el crecimiento económico, pero de una manera que no dañe a nuestras comunidades más vulnerables, que ya carecen de una inversión adecuada.

Esta es la razón por la que trabajo para el Consejo de Liderazgo para la Justicia y Responsabilidad. El Consejo de Liderazgo trabaja con líderes de la comunidad por todo el Valle de San Joaquín y el este del Valle de Coachella para abogar por el acceso a agua potable segura y asequible, servicios básicos de tránsito, servicios de aguas residuales, viviendas dignas y asequibles y para respirar aire puro en los vecindarios que están llenos de industrias.

Trabajo principalmente en el condado de Kern, junto con mi colega, Adeyinka Glover. A través de la organización, el litigio, la promoción de políticas y la investigación, afrontamos las notables desigualdades de California que se manifiestan en demasiadas comunidades de color y comunidades de bajos ingresos de California.

El Consejo de Liderazgo cree en, y apoya la seguridad—lo que significa que las familias se sientan seguras, protegidas y saludables.

Las familias deben ser lo primero, pero debe ser todas las familias, todos los vecindarios, todos los residentes.

Jasmene del Águila es nativa de Bakersfield y promotora de políticas con el Consejo  de Liderazgo para la Justicia y Responsabilidad, donde se enfoca en el acceso equitativo a servicios básicos para las comunidades de bajos ingresos.

* Traducido por South Kern Sol

      Leave a comment

      Your email address will not be published. Required fields are marked *