Se llevaron a cabo manifestaciones presenciales y virtuales en California, Georgia, Washington y Michigan. Las acciones son parte del día de acción nacional liderado por la campaña We Are Home con decenas de eventos a nivel nacional.

     El pasado sábado, 1º de mayo, reconocido como el Día Internacional de los Trabajadores y el Día de los Derechos del Inmigrante, la Fundación UFW y el sindicato de Trabajadores Agrícolas, mejor conocido como la UFW, se reunieron en persona y virtualmente con trabajadores agrícolas para instar al Congreso américano a crear un camino hacia la ciudadanía para los trabajadores agrícolas.

     Los trabajadores agrícolas esenciales indocumentados de la nación han arriesgado sus vidas para mantener al país alimentado durante la pandemia mientras corren el riesgo de ser deportados.

     Durane este evento a nivel nacional, se llevaron a cabo siete eventos liderados por trabajadores agrícolas en los estados de California, Georgia, Washington y Michigan.

     La Ley de Modernización de la Fuerza Laboral Agrícola permitiría a los trabajadores agrícolas indocumentados solicitar un estado legal y es el producto de meses de duras negociaciones entre la United Farm Workers, Fundación UFW, Farmworker Justice, las principales asociaciones de productores del país y legisladores de ambos partidos.

Un trabajador agrícola de Arvin muestra un letrero pidiendo la legalización de los trabajadores agrícolas indocumentados. (Foto: Proporcionada)

     La legislación bipartidista fue aprobada por la Cámara el 18 de marzo con 30 votos republicanos, y obtuvo el mayor apoyo bipartidista de cualquier propuesta de inmigración en años.

    “Este Día Internacional de los Trabajadores y el Día de los Derechos de los Inmigrantes hacemos un llamado a los senadores para que honren a los hombres y mujeres que cosechan alimentos para todos nosotros al aprobar la Ley de Modernización de la Fuerza Laboral Agrícola de 2021”, dijo la presidenta de la UFW, Teresa Romero. -19 tasas de infección y muerte, los trabajadores agrícolas no preguntaron si la comida que cosecharon era para los estados rojos o azules. La Ley de Modernización de la Fuerza Laboral Agrícola ha sido aprobada por la Cámara, y ahora el Senado debe actuar y llevar el proyecto de ley al escritorio del presidente Biden”.

     “El Congreso les debe a los trabajadores agrícolas un camino hacia la ciudadanía y deben cumplir”, dijo Diana Tellefson Torres, directora ejecutiva de la Fundación UFW. “Una forma en que el Congreso puede asegurarse de que los trabajadores agrícolas tengan un camino hacia la ciudadanía es mediante la aprobación de la Ley de Modernización de la Fuerza Laboral Agrícola. No debemos olvidar que sin los trabajadores agrícolas, no habría comida en nuestras mesas. El Congreso debe comprometerse a hacer todo lo posible para proteger finalmente a los trabajadores agrícolas de la deportación “.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *